Conocer Buenos Aires en 360° desde las alturas

 

Desde que nació el Programa “Miradores de Buenos Aires”, el gobierno de la ciudad se propuso rescatar varios lugares en altura, como edificios y construcciones representativas de diferentes épocas del desarrollo arquitectónico.

El objetivo principal fue incitar a los turistas y ciudadanos a tener una mayor comprensión de la Ciudad desde las alturas, y así mismo, ver en qué magnitud ha sido el crecimiento urbano, observado desde lo alto de edificios significativos; de igual forma, dar lugar al Patrimonio Histórico Cultural, el cual ha sido una base importante en la construcción de la identidad de los argentinos.

Algunos de los miradores más icónicos de Buenos Aires están cargados de historia, como por ejemplo, el faro del Palacio Barolo, que hace 91 años, anunció el desenlace de la pelea entre Luis Firpo y Jack Dempsey; hoy en día, el lugar permite apreciar vistas únicas de la ciudad.

[youtube]https://youtu.be/UO3bP0VsFAw[/youtube]

Los miradores habilitados al público son pocos, sin embargo, se ubican estratégicamente en el microcentro, ya que permiten unir con una mirada en 360° lo que es el Norte y el Sur de la ciudad, además, apreciar la diversidad arquitectónica y conocer por dentro edificios emblemáticos, merece ser experimentada por todos los visitantes y residentes. 

Eventualmente, la Subsecretaría de Patrimonio Cultural de la Ciudad organiza visitas a miradores que se abren especialmente, como el del Hotel Panamericano, o el de la Basílica de Santa Rosa de Lima. Cada mes se programan entre uno y dos recorridos gratuitos a cada lugar en grupos reducidos.

Además del faro del Palacio Barolo, o el Paraíso, como se conoce a esta parte del edificio inspirado en la Divina comedia, de Dante Alighieri. En la actualidad, la cúpula del Barolo ofrece una de las mejores vistas desde donde se pueden apreciar los barrios porteños donde abundan los edificios de viviendas y las casas bajas. Los visitantes podrán pasar hacer un recorrido desde ‘el Infierno al Paraíso’, pasando por el Purgatorio, como se conocen a las tres partes en las que se divide. Las visitas, que incluyen las alegorías al clásico de Dante y las historias de masones en plena belle époque.

Otro de los miradores ilustres que se pueden encontrar están en la Galería Güemes, ubicada sobre la calle Florida 165, abrió su mirador en octubre de 2013. A 87 metros de altura, se puede ver en detalle la peatonal más transitada. A lo lejos,  se puede apreciar la concentración de cúpulas y agujas que rodean la Plaza de Mayo y se extienden hacia el lado de San Telmo. La vista de 360° desde aquí es la más amplia que el público general puede conseguir.

El Centro Cultural Kirchner, se sumó una nueva opción para observar a Buenos Aires desde lo alto. En el piso nueve
del ex Palacio de Correo y Telecomunicaciones, se habilitaron dos terrazas donde las torres de Puerto Madero se imponen a lo lejos. En la actualidad, es el único punto desde donde ver la ciudad sin pagar entrada, aunque los horarios son reducidos y la poca altura del edificio disminuye la experiencia.

Finalmente, la Torre Espacial del Parque de la Ciudad, es la estructura más alta de Argentina, ubicada en el «Sector Futuro», Ex Parque Interama, del barrio de Villa Soldati. Con una altura de 200 metros, fue declarada monumento integrante del Patrimonio Cultural de la Ciudad de Buenos Aires. Luego de su restauración, el 26 de noviembre de 2011, se llevó a cabo la reapertura del mirador de la Torre Espacial que se encontraba fuera de servicio desde noviembre de 2003. Estando arriba, la panorámica es indescriptible, se puede apreciar a lo largo y ancho de la ciudad.

No pueden perderse de cada una de estas fantásticas panorámicas, únicas en la ciudad y que sólo lo ofrecen los miradores de los edificios emblemáticos o representativos.

torre espacial 2
Foto tomada de Programa Miradores de la Ciudad, Torre Espacial Parque de la Ciudad.
Comparte este artículo

Comentarios