Shadow

De culturas, objetos y narrativa transmedia

Paula Zuccotti
Productos en extinción, hábitos perdidos y evolución. Todos los objetos que nos rodean encierran códigos culturales que nos cuentan sobre la relación entre los usuarios y los dispositivos. Esos contactos potenciales son claves a la hora de diseñar nuevos artefactos y de contar historias. En la era 2.0, «hay que pensar en los puntos de intersección entre la audiencia, el contenido y la plataforma», aseguró Paula Zuccotti, especialista en innovación, estrategia y previsión de tendencias, en la primera jornada de Mediamorfosis, un encuentro para debatir sobre la evolución de los medios.

Allí compartió su experiencia en las áreas de diseño y trasmedia, y sobre todo en la interpretación de audiencias como usuarios. En este sentido, la diseñadora industrial remarcó la necesidad de diseñar y concebir formatos basados en la interacción deseada antes que la determinada por la plataforma.

11857506_10153510139384110_553927996_n

Zuccotti se dedicó al diseño etnográfico, referido a la descripción, interpretación y explicación de culturas. Trabajó para empresas como LG, Google, Nokia y Starbucks en las áreas de comunicación, entretenimiento y productividad.

Fue directora de Futuros de Seymourpowell, una de las mejores consultoras del mundo en diseño de productos, donde creó y desarrolló la reconocida División de Investigación Etnógrafica.

En diálogo con Posperiodistas, habló sobre la intersección entre sociedad, tecnología y cultura:

– ¿Qué implica diseñar con características transmedia?

Hay que pensar en los puntos de intersección entre la audiencia, el contenido y la plataforma. Es decir, pensar cómo se conectan, cuándo, quién, dónde. Eso es trabajo estratégico e intelectual. Es una tarea de pensamiento: cuándo querés que encuentre el contenido. Hay que tener en cuenta estas etapas.

-¿Por qué hablar de usuarios en lugar de audiencias?

Implica que reconocés que es una persona interactiva, reconocés que modifica el contenido, que lo usa, en vez de ser una audiencia pasiva que mira la TV y no se mueve. La persona pone sus propios filtros en el contenido, se adueña, cuenta de qué manera lo mira, aporta sus experiencias, modifica la historia. Es un usuario de ese contenido más que una audiencia. En todo caso es una audiencia que participa, que tiene otras personas que miran su participación.

:: LA MEMORIA EN OBJETOS

El libro «Everything we Touch: a 24hrs inventory of our lives» es un diario visual que reúne todo los objetos con los que interactúan en el día a día más de 60 personas en 6 continentes. De este modo, sus páginas cruzan diferentes disciplinas: arte, antropología, investigación, diseño, moda y fotografía.

Las historias hablan de un mundo donde «tocamos un promedio 110 objetos por día, un futuro que ofrece 110 oportunidades y plataformas alternativas para descubrir, consumir, relacionarse, disfrutar, modificar y compartir historias», adelanta en su web.

El material será publicado por la editorial Penguin en noviembre de este año.

– Luego de tu investigación sobre el proyecto «Everything we touch», ¿qué significan para vos esos objetos en vías de extinción, aquellos que ya no están en nuestras rutinas?

Es lindo y fuerte. Es evolución. Lo vemos con nostalgia, pero también estamos dando lugar a otras cosas, adquirimos nuevas habilidades y aprendemos a hacer otras cosas.

EveryThingWeTouch-lr_1000

Comparte este artículo

Comentarios