Shadow

“Mi Reloj Interno”, una app para mejorar nuestros hábitos

App Mi reloj interno
Crédito Foto: Pixabay

¿Sabías que todas las personas tenemos un reloj interno en nuestros cerebros y que se ponen en hora con la luz? ¿Y sabías que si ese reloj funciona mal puede derivar en problemas de salud tales como la disminución de nuestras defensas y la reducción de nuestro rendimiento cognitivo? ¡A no desesperarse! Un grupo interdisciplinario argentino desarrolló la aplicación Mi reloj interno que permite informarnos sobre esta cuestión. La app puede utilizarse de manera gratuita tanto en Android como en iPhone.

La aplicación permite hacer un autodiagnóstico y adquirir recomendaciones personalizadas según nuestra edad, género y costumbres horarias, con el objetivo de mejorar el estado de nuestro reloj biológico. Por lo tanto, hay que responder las preguntas sobre nuestros hábitos, prestar atención al análisis que hace la app sobre nuestros datos ingresados y seguir los consejos brindados durante dos semanas. Se sugiere volver a ingresar a la app luego de ese tiempo, volver a responder las diferentes preguntas con los nuevos datos y así ver si lograron acercarse al ideal.

Pero… ¿Qué es el reloj interno?

Es un mecanismo interior que marca un ritmo de prácticamente 24 horas a todas nuestras funciones corporales, organizándolas para que sucedan en el momento óptimo del día. Desde el cerebro, el reloj controla cuándo estamos alertas o cuándo necesitamos dormir, cuándo es mejor aprender o hacer actividad física, entre otras cuestiones, y además impone ritmos diarios en procesos como la presión arterial, la liberación de hormonas, el metabolismo, etcétera.

Si el reloj interno y el ambiente están desalineados por mucho tiempo aparecen problemas de salud. Por ejemplo: trastornos en el sueño como insomnio, problemas metabólicos como diabetes, trastornos psiquiátricos como la depresión, y dificultades en el aprendizaje, entre otras problemáticas.

Para ponerse en hora a diario, el reloj tiene en cuenta claves del ambiente que nos rodea, por ejemplo, los ciclos de luz y oscuridad, la ingesta de comida o la actividad social. Y el cronotipo es la hora que marca el reloj interno y se refleja en nuestras preferencias diarias, si bien posee componentes genéticos, es modulado por factores externos como los anteriormente mencionados.

Un “pantallazo” por la app

¿Quiénes participaron del proyecto?

Las científicas del CONICET Dra. María Juliana Leone, la Dra. Lia Frenkel, la Dra. María Fernanda Ceriani y la Dra. Paula Cramer. Asimismo, hicieron sus aportes el Dr. Ariel Haimovici, la Lic. Elisa Epstein y la Lic. Diana Munilla. Por otro lado, Ignacio Oroná y equipo desarrollaron la app para las plataformas y la diseñadora gráfica Milagros Wienert llevó adelante el branding de Mi Reloj Interno. Cabe destacar que la app cuenta con el respaldo del Observatorio Académico de Aplicaciones Móviles para la salud de la Universidad Nacional de Quilmes.

Todo proyecto tiene su origen y, en el caso de la aplicación, se encuentra en una investigación desarrollada en Argentina para conocer los hábitos de la población. Asimismo, las recomendaciones de la app, que tienen en cuenta género y edad, se generan a partir de un algoritmo basado en datos recolectados entre julio y septiembre de 2020. Para el mismo, se analizaron respuestas de más de 4000 personas de toda la Argentina, que tenían entre 13 y 100 años, y completaron una encuesta online o telefónica.

“Durante la pandemia surgió esta condición particular de tener a toda la población argentina confinada, de la que había muy pocos datos de cómo estaban sus relojes. Nos hizo pensar qué les iba a pasar a sus relojes, y eso hizo que nos planteáramos este proyecto de investigación, consiguiéramos financiamiento para hacerlo, porque era una condición muy particular. Pero la verdad es que cuando pensás en todas las maneras en que nosotros humanos podemos interferir con el funcionamiento del reloj, no necesitás una cuarentena, nuestra vida social y profesional nos genera esa interferencia con su funcionamiento y hace que los resultados de nuestra investigación y del desarrollo de esta app estén vigentes todo el tiempo”, explicó la Dra. María Fernanda Ceriani (Directora laboratorio de genética del comportamiento en el Instituto Leloir e Investigadora principal del CONICET).

App Mi reloj interno

Por otro lado, sobre la decisión de incorporar un sensor de luz (disponible en la versión Android, en iPhone se debe utilizar otra app), la investigadora señaló: “La mayoría volvimos a hacer trabajo dentro, confinados en nuestros hogares, y a veces eso implica un lugar con poco acceso a la luz natural, por eso el medidor de luz, para que te ayude a medir cuál es el mejor lugar de tu casa para estar en los momentos del día en que tu reloj necesita recibir buena dosis de luz. De noche eso no es así, ya que la condición óptima para estar expuesto a la luz es de día, cualquier interferencia con eso probablemente saque de hora a nuestro reloj interno”.

Sobre la utilización de la app +13, los especialistas consideran que antes de esa edad los horarios de los niños suelen ser impuestos por sus padres, por lo que resultaba difícil estudiarlos separadamente y, además, muchos no poseen un celular propio, considerando que la app es personal. Y respecto a los usuarios de diferentes zonas de Argentina, los investigadores compartieron que, sorprendentemente, los datos de la población del AMBA son muy parecidos a los de las personas residentes en otros puntos del país.

Nuestros hábitos y el reloj

¿Cuáles son los hábitos que ayudan al reloj?

  • Exponerse a diario a la luz natural (preferentemente por la mañana o temprano por la tarde)
  • Mantener horarios regulares en las actividades en días hábiles y libres, incluyendo los horarios de descanso.
  • Reducir la exposición a luz artificial intensa (ejemplo, pantallas del televisor, la computadora o el celular)
  • Evitar hacer ejercicio o cenar poco tiempo antes de ir a acostarse.

¿Cuáles son los hábitos que alteran el reloj?

  • Exigencias vinculadas a la hiperconectividad y exposición a pantallas
  • Los vuelos transmeridianos
  • El trabajo nocturno o en turnos rotativos que incluyen las noches.

Sobre los motivos por los que las personas necesitamos una app como Mi Reloj Interno, la Dra. María Fernanda Ceriani indicó: “La mayoría de la gente no tiene claro que tiene un reloj interno sobre el cual puede actuar, para bien y para mal, y el no tener claro eso, de alguna manera, le impide tomar decisiones sobre ese aspecto de su salud. Tener un reloj funcionando correctamente tiene un impacto sobre la salud clarísimo. Nosotros creemos que si hay algo para lo que va a servir esta aplicación es para hacer que la gente tome conciencia de que ellos pueden estar ayudándose o interfiriéndose con este proceso, que de hecho no es propio de los humanos, los animales tienen reloj”.

Asimismo, planteó: “Uno se da cuenta el impacto que tiene la falta de sueño a la noche sobre la capacidad de recordar lo que uno estudio, o lo que uno trato de aprender, o el rendimiento en su trabajo, todas esas cosas están conectadas, así que nosotros pensamos, primero, educar, abrir los ojos, después, dar una herramienta simple, y es personalizada porque tiene en cuenta el género y la edad, no personalizada en el sentido que solo está basada en tus datos”.

Por último, la especialista e integrante del equipo creador de Mi Reloj Interno aclaró que la app sirve para que las personas se den cuenta qué es lo que están haciendo en sus vidas cotidianas y cómo mejorar su salud en relación a esta cuestión, pero no reemplaza la consulta con un médico cuando ya se trata de aspectos más complejos, como tener problemas para dormir.

Comparte este artículo

Comentarios